Inici ALTRES NOTICIES Sol y luna – Complementariedad truncada (parte 2)

Sol y luna – Complementariedad truncada (parte 2)

456

Como bien he expuesto, el Sol y la Luna poseen una complementariedad espectacular, pero de la que prima la energía solar. El Sol, como astro Rey, es el impulsor del brillo Lunar.

Alejandra se despierta en su horario habitual, sin alarma, su propio reloj interno es capaz de conectarla con el nuevo día. Rutina inconsciente: conectar WiFi para empezar el día navegando por las redes sociales. 15 minutos han pasado desde que comprueba la ausencia de Marcos en su WhatsApp. Sin noticias de su compañero desde la tarde anterior, en la que él decide invertir su tiempo entre videojuegos, cojines y un par de latas de refresco (extra cafeína). Vacío interno en las entrañas de Alejandra, (Al para sus allegados). Entiende la necesidad y la importancia de la soledad de uno mismo, la soledad elegida, la que uno decide y escoge como compañera de viaje (pero solo en ciertos momentos). Pero no puede comprender que, esa soledad la invada cuando realmente ella no la busca.

La Soledad es conocida como la incapacidad de conectar con otra persona. Cuando la conexión emocional es inexistente. ¿Es soledad lo que siente cuando no está con Marcos o, más bien, es soledad lo que siente cuando está con Marcos?  Si bien ella es capaz de reconocer que necesita de su afectividad, también es demasiado inteligente para captar que es más bien soledad lo que siente cuando está con él. Estar con él, pero no poder ser ella misma…

Sol y Luna, ambos se complementan, pero… ¿pueden ser a la vez? ¿Podemos apreciar la presencia de ambos en un mismo momento horario?

El día sigue, el orgullo que muchas veces experimenta Al es tragado, junto con un puñado de saliva y un par de copas de vino, lo cual le permite empoderarse en su decisión. Mensaje enviado, mensaje recibido, minutos pasados, mensaje respondido. Frialdad servida como cuatro cubitos de hielo a menos 23 grados. Distancia medida en kilómetros y distancia emocional servida en bandeja de oro.

Son polos opuestos, dos piezas distintas, pero… ¿del mismo puzle o de puzle diferente?

Alejandra: inquieta, cultiva mente, cuerpo y alma. Amante de la naturaleza, del fluir con sus emociones…

Marcos: quieto, rinde culto a su tiempo invertido entre amasijos de cables, hierro y acero. Amante de todo lo que le permita la no expresión, el retraimiento, el distanciamiento emocional…

Alejandra y Marcos. Alejandra como Sol, Marcos como Luna. Complementariedad truncada, pueden ser, pero no a la vez. Como la Luna y como el Sol, pueden estar, pero no en un mismo instante medido por el minutero del reloj más preciso existente sobre el planeta Tierra.

Siguiente parte:

Complementariedad: dejemos que todo fluya y que nada influya