Inici COMARQUES El farmacéutico está trabajando en primera línea de batalla y está desprotegido

El farmacéutico está trabajando en primera línea de batalla y está desprotegido

566

“LOS FARMACÉUTICOS ESTAMOS EN PRIMERA LÍNEA DE BATALLA Y DEBEMOS PROTEGERNOS, AUNQUE EL MINISTERIO DE SANIDAD, NO NOS FACILITE LA COMPRA DE MATERIAL” 

Castellón, 24 de marzo de 2020.- El Ilustre Colegio de Farmacéuticos de Castellón, se ha sumado a la reivindicación de todos los farmacéuticos españoles, que han mostrado su “profunda indignación” en relación con la comparecencia del lunes, del director del Centro de Coordinación de Emergencias y Alertas Sanitarias del Ministerio de Sanidad, Fernando Simón, en la que descartaba públicamente “que sea necesario suministrar material de protección para los más de 71.000 profesionales sanitarios de las farmacias“.

El presidente del Ilustre Colegio de Farmacéuticos de Castellón, Sergio Marco Peiró, muestra su “profunda indignación” en relación con la comparecencia de Fernando Simón, director del Centro de Coordinación de Emergencias y Alertas Sanitarias del Ministerio de Sanidad. › Sergio Marco asegura que el farmacéutico está trabajando en primera línea de batalla y está desprotegido. Insiste en que el Ministerio de Sanidad no deja comprar material de protección, a pesar de estar actuando en primera línea de esta guerra y asegura que el Ministerio de Sanidad, no está dando facilidades para comprar el material que necesitan los farmacéuticos. › Desde el Consejo Valenciano de Colegios Farmacéuticos se ha propuesto a la Dirección General de la Consellería de Sanidad un servicio para facilitar la medicación a pacientes de riesgo en sus domicilios, con el objetivo de evitar el contagio y de empeorar en caso de que se contagien con el COVID-19 y hasta ahora, no hemos recibido ninguna respuesta de la Dirección General de Farmacias.

 

De este modo, el presidente del ICOF, Sergio Marco Peiró ha manifestado que las declaraciones de Fernando Simón fueron muy desafortunadas y se puede constatar en la barbaridad de comentarios que están surgiendo en las redes sociales. Marco insiste en que el farmacéutico está en primera línea de batalla y hace un símil “Cuando un militar va a la guerra no va en ropa interior, va bien armado y pertrechado para luchar. La oficina de farmacia como empresa privada de interés público estamos en primera línea de guerra”. En este sentido, Marco asegura que los farmacéuticos no tienen acceso a comprar el material necesario para protegerse y comenta “No quiero que el Ministerio de Sanidad me regale las batas o las mascarillas o los geles. No. Quiero comprarlos yo, porque hasta ahora están incautando todo lo que llega a España”.

Por otra parte, el ICOF lleva días trabajando para ofrecer a la Dirección General de Farmacia de la Consellería de Sanidad un “procedimiento de actuación para la dispensación excepcional en farmacia comunitaria de medicamentos de diagnóstico hospitalario con reservas singulares”, una medida excepcional que facilite la medicación a determinados pacientes de riesgo en sus domicilios y por ahora, la Dirección General de Farmacias no se ha pronunciado al respecto.

Esta propuesta ofrecida por el Consejo Valenciano de Colegios Farmacéuticos sólo tiene como objetivo prestar la medicación a personas susceptibles de empeorar en caso de que se contagien con el COVID-19, tales como personas con movilidad reducida, con enfermedad aguda, en situación de cuarentena domiciliaria por el COVID-19 o enfermos con procesos crónicos complejos incluidos en los grupos de mayor riesgo de infección por COVID-19.

Sobre esta propuesta, Marco asegura que ya está teniendo éxito en otras comunidades autónomas como la Rioja, Murcia o Cataluña y añade “Tengo compañeros de otras comunidades autónomas del Estado donde se está realizando ya este servicio con mucho éxito, porque los pacientes no se tienen que desplazar al hospital, ni a la oficina de farmacia para recoger su medicación, con lo cual el riesgo lo reducimos notablemente”.

El proceso consiste primero en localizar a los pacientes susceptibles de este servicio, después, ponerlos en contacto con la farmacia. La farmacia a través de la distribución farmacéutica recoge del hospital la medicación que ha preparado la farmacia hospitalaria y ésta, se llevaría a la oficina de farmacia donde el farmacéutico se desplazaría al domicilio del paciente, para dispensarle la medicación. En el caso de la dispensación ambulatoria el procedimiento sería el mismo.

Sergio Marco, asevera que el farmacéutico esto lo haría a coste cero y la distribución también y añade “esto es un voluntariado por beneficio del paciente y de la sociedad. El farmacéutico siempre ha estado en primera fila y en la ayuda del paciente al 100%”. A pesar de no haber recibido respuesta de la Dirección General de Farmacia, hoy en día, Marco asegura que “vamos a seguir intentándolo porque esto es un beneficio para el paciente y para la sociedad y entendemos que este es el camino y debe ser así”.

A pesar de la “difícil” situación por la que están atravesando las farmacias desde que se decretó la alarma sanitaria por el COVID-19, el presidente del ICOF, asegura de que “en Castellón a día de hoy, no tenemos constancia de que ningún farmacéutico o farmacéutica o personal de oficina de farmacia esté infectado por coronavirus” y añade “Sabemos que el tiempo probablemente haga que alguien se infecte porque por desgracia, muchos de nosotros tendremos contacto con la enfermedad. Aún así, estamos preparados y desde el ICOF hemos habilitado un sistema de voluntariado, para que en aquellos casos que así lo determinen, poder suplir al farmacéutico o farmacéutica o personal de la oficina de farmacia para poder seguir dando servicio a nuestra sociedad”.

Están siendo días complicados para todos e incluso para el personal del ICOF que está trabajando incansablemente para recopilar toda la información que llega de las fuentes oficiales y así poder transmitirlo a los colegiados y farmacéuticos de la provincia de Castellón. En este sentido, Marco asegura que “en el ICOF hay mucho trabajo y nervios por que el público está preocupado, ya que está en riesgo la salud de todos” y están siendo días muy largos donde la lucha está haciendo mella”.